5 cosas fascinantes de nuestro Universo

5 cosas fascinantes de nuestro Universo

El Universo que creemos conocer es un lugar curioso, con unas leyes que pueden sorprendernos bastante: ver una estrella y estar viendo el pasado, envejecer más lentamente que tu amigo si viajas a mucha velocidad y otros ideas son lo que te explico a continuación.

Abre los ojos y deja volar la imaginación, no es ciencia ficción, es lo que ocurre en nuestro Universo conocido.

1. Cuando miras la Galaxia de Andromeda estás viendo el pasado

Cuando miras el cielo estás mirando el pasado. ¿Por qué? Porque la luz que llega de las estrellas, galaxias, nebulosas, etc. ha tardado años en llegar a la Tierra.

Por ejemplo, supón que consigues avistar la Galaxia de Andromeda. ¿A qué distancia se encuentra esta galaxia de la Tierra? A 2 millones y medio de años luz. Esto significa que la luz que emana de las estrellas de la Galaxia de Andromeda han tenido que hacer un recorrido equivalente a lo que serían 2,5 millones de años.

¿Cuánto son 2,5 millones de años? La civilización tal como la conocemos ahora apenas hace 4.000 años de existencia, ponle 2.000 años después de Cristo y 2.000 años antes del nacimiento de Cristo. Ves sumando años, 10.000 años, 100.000 años… ¡Cuántas cosas habrán pasado en todo este tiempo! Pues bien, cuando vemos la galaxia de Andromeda estamos viendo luz que salió de Andromeda hace 2,5 millones de años. ¿Podría incluso ser que vemos cosas que ya no existen en el espacio? Podría ser que estemos viendo estrellas y galaxias que hace años desaparecieron pero ahora nos llega a la Tierra la luz que emitieron.

Fascinante, ¿no? Muchas veces se habla de tener una máquina del tiempo, para ir al futuro o al pasado. Pero es ver el pasado ya sucede. Lo único que sólo nos llega la luz del envoltorio de las galaxias, y no podemos ver qué hay dentro, si hay vida, etc.

Lo mismo pasa con nuestra querida estrella el Sol 🌞. En un día soleado, cierras los ojos y dejas que te impacten los rayos del Sol, esos fotones que llegan del Sol. Pues bien, esos fotones que impactan en tu cara hace aproximadamente 8 minutos que salieron del Sol.

Lo que sale del Sol hacia la Tierra no llega ipso facto, la luz tiene que recorrer la distancia que separa el Sol de la Tierra, y eso son aproximadamente 150 millones de kilómetros. Dado que la luz viaja a 300.000 quilómetros por segundo, recorre la distancia entre el Sol y la Tierra en 8 minutos. Si te imaginas que el Sol se “apagara” de golpe, todavía recibiríamos su luz y calor durante 8 minutos.

2. Si viviéramos en un planeta con más gravedad que la Tierra el tiempo pasaría más lento

Parece increíble, porque estamos acostumbrados a vivir en la Tierra y no nos imaginamos nada que salga de ella. Pero el caso es que si viviéramos en otro planeta donde la gravedad fuera mayor que en la Tierra entonces el tiempo en dicho planeta pasaría más lentamente que el tiempo en la Tierra.

Esto es una de las cosas que se derivan de la Teoría de la Relatividad que descubrió Einstein.

De manera similar, si viviéramos en un planeta con menos gravedad que la Tierra, entonces el tiempo que pasaría para nosotros en dicho planeta sería más lento que alguien viviendo en la Tierra. Esto de hecho es lo que pasa con la Luna, donde la gravedad es inferior a la Tierra, y por tanto, el tiempo de alguien que viviera en la Luna pasaría un poco más rápido con alguien que viva en la Tierra.

Esta ley del universo, o de al menos lo que conocemos del Universo, se ejerce siempre, lo que pasa que viviendo sólo en la Tierra no nos damos cuenta.

Hay un película que me encanta llamada Interestelar, con Matthew McConaughey de protagonista, en la que hay una escena en la que se muestra claramente el efecto de estar en un planeta con una gravedad mucho mayor que la de la Tierra.

3. El tiempo también va más lento a mayor velocidad

Si fuéramos capaces de subirnos en un cohete y ponerlo a la velocidad de la luz (o casi vaya, según dicen nada puede ir más rápido que la velocidad de la luz, excepto la imaginación digo yo), entonces el tiempo que experimentaríamos en dicho cohete pasaría mucho más lento que una persona que vive en la Tierra.

Según los cálculos de Museo americano de Historia Natural, una persona que viajara en un cohete durante 5 años (2,5 años de ida y 2,5 años de vuelta a la Tierra) a “casi” la velocidad de la luz equivaldría a 36 años de la gente de la Tierra. Es decir, si tu eres el que se ha subido en ese cohete durante 5 años cuando volvieras y nos encontráramos en la Tierra yo tendría 31 años más que tu (para mi habrían pasado 36 años, y para ti sólo 5).

¿Increíble, no? Como toda nuestra existencia pasa en la Tierra y lo medimos con esta escala de medida no notamos esta ley del universo, que sin embargo existe y se aplica inexorablemente.

4. Podríamos comunicarnos con un universo paralelo al nuestro a través de la gravedad

En el libro de “El universo en una cáscara de nuez” de Stephen Hawkins explica que hay una teoría que pueden existir universos paralelos al nuestro. Y que según dicha teoría la fuerza de la gravedad de un universo podría atravesar el otro universo, y de algún modo notar su presencia. Otras dimensiones como la luz no se propagarían entre universos, de modo que a simple vista un universo es invisible al otro, pero no con la gravedad, que sí podría atravesarla.

Si pensamos que el universo es inmenso , tiene millones de estrellas, planetas, galaxias, etc. ya es abrumador. Pensar que además puede haber universos paralelos, invisibles unos a otros excepto en la gravedad todavía es más desconcertante.

5. El sonido no se propaga en el espacio

Acabo con esta idea, supongo que ya la conoces: el sonido que tan acostumbrados estamos a oír en la Tierra no se oye en el espacio. Es una idea simple, pero a la vez desconcertante. En principio como en el espacio está vacío (hay gente que piensa que hay eter) las ondas de sonido no se propagan y por tanto no se escucha nada.

Imagina por un momento que vives en el espacio, donde todo es silencio. Gritas y gritas, pero no se oye nada, el sonido no se transmite. Desconcertante.

Conclusión

Está claro que todo lo que conocemos está hecho, pensado y interpretado a escala humana, a nuestra medida. Pensar en todas estas ideas que superan nuestra escala humana nos pueden sorprender y alucinar. Estas son las leyes que rigen el Universo, sólo que en nuestra querida Tierra no somos muy conscientes.

Espero que te haya gustado este artículo.

Si tienes alguna idea más fascinante de cómo funciona el Universo, te invito a compartirla dejando un comentario aquí debajo.

Un saludo!

Marcel

Suscríbete al blog

¿Te interesa lo que escribo? Suscríbete y recibirás un email cada vez que escriba un nuevo artículo.

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *